Alta en Buscadores: no tan simple como parece

Hemos dedicado al alta en buscadores mucho esfuerzo a lo largo de los años, y los hemos vuelto el foco de nuestra actividad.
Por un breve lapso el mercado de buscadores estuvo repartido parejo entre Altavista y Yahoo, hasta que Google irrumpió basado en rapidez, calidad y automatización, y se hizo con el grueso de las búsquedas y del negocio.
En un principio el alta requería llenar un formulario, pero luego el apetito de Google por contenido se hizo tan grande que se metía por cualquier link y descubría el nuevo contenido, y hasta en los sitios no linkeados (enlazados), a través de la barra de navegación de su dueño.
Entonces, ¿qué sentido tiene hoy hablar de Servicio de Alta en Buscadores?.
En principio, ninguno. Pero ocurre que al dueño de sitio común no sólo le interesa estar incluido en El Buscador, sino estar bien posicionado (bien rankeado). Y para estar bien posicionado, el alta en buscadores alternativos es útil.

Los buscadores que además de buscar, permiten navegar categorías hasta llegar al sitio buscado, se denominan Directorios. Los Directorios son indexables por Google y Yahoo, y por tanto proveen un link útil hacia cada sitio que listan. Ese link útil trasmite hacia Google un cierto PageRank, lo cual es un índice del valor de cada sitio. En conclusión, figurar en directorios tiene un doble valor: el tráfico que dicho directorio pueda aportar, y el PageRank que aporta ante los buscadores principales.
Dar el Alta en Directorios (o Buscadores) es una tarea larga y tediosa, pues hay miles de ellos, y cada uno tiene sus propias exigencias o metodologías. Algunos piden que se navegue hasta llegar a la categoría adecuada, otros un intercambio de link, otros la provisión de un email válido dentro del dominio que se dá de alta, el reconocimiento de una serie de caracteres gráficos deformados (captcha), otros piden dinero, etc. Estas exigencias tiene que ver con calidad de los datos enviados, y con disponer de un ser humano disponible a buscar una tarjeta de crédito en el bolsillo.
Siempre existieron muchos softwares capaces de dar de alta en miles de buscadores y directorios, pero obviamente estas altas automáticas no pueden superar las exigencias mencionadas. Por lo tanto sólo funcionan con directorios de baja calidad, sin pretensiones. Estos directorios pobres no esperan que el software de altas elija una buena categoría o escriba una descripción apropiada y personalizada, por tanto se llenan de basura. Y como no recaudan, desaparecen pronto de la Web, haciendo que el trabajo en ellos se desperdicie.
En conclusión, el Alta en Buscadores lo tiene que hacer un operador humano, si es posible dedicado exclusivamente a esta tarea inagotable y necesaria. Además de enviar los datos a los directorios estándar, un operador experto se ocupa de identificar los directorios especializados en el tema del cliente, que tendrán un valor aumentado para el objetivo de promoción en línea. Para hacer su tarea más eficaz y rápida, los operadores especializados en esta tarea disponen de softwares que ya tienen cargada una larga lista de directorios. Una vez cargado el directorio, ayudan al operador a completar los tediosos y extensos formularios estándar, memorizando los datos del cliente y las distintas formas que tienen los directorios de requerirlos. Luego de la tarea de alta, el software ayuda a verificar el alta correcta del sitio enviado.
La suma de un operador experto y paciente y un software de apoyo a la tarea de Alta en Buscadores, consigue los resultados esperados. Consúltenos al respecto.